A nuestro país los autos de Volkswagen llegaron en 1954, cuando a través de Automex, la firma germana comenzó a distribuir sus modelos en nuestro país. Entre los coleccionistas de Vochos, el oval es uno de los modelos más buscados y queridos debido a sus líneas clásicas que nos recuerdan una época dorada del automovilismo, tal como lo hace Este Vocho Oval 1956.

Su dueño es Adán Cristóbal Covarrubias Nares, oriundo de la ciudad de Guadalajara, Jalisco y pertenece a a la Familie Recihburg, en la cual su Vocho Oval 1956 totalmente restaurado es uno de los autos más emblemáticos del club, gracias a sus preciosos acabados.

Vocho Oval 1956




El exterior del Vocho Oval 1956

Por fuera, este precioso Vocho Oval 1956 luce un aspecto espectacular, gracias al trabajo de restauración de gran nivel que Cristóbal realizó en su querido amigo de aventuras para dejarlo tal cual lo podemos ver en este momento.

Primero se realizó un chequeo de chasis para reparar todas las imperfecciones que tenía y así asegurar  la integridad física de este vehículo, extendiendo su vida útil por muchos años más.

Vocho Oval 1956

Tras terminar con el trabajo del chasis, fue el turno de dejar la carrocería de este vehículo impecable, resanando todas las abolladuras, golpes y zonas con corrosión para después pintarlo en el elegante color uva que porta en el exterior, con sus defensas, manijas y detalles totalmente restauradas y cromadas tal cual como salió de agencia.

 

Por último se restauraron los rines de este vehículo, que son los mismos con los que salió del concesionario hace ya más de 50 años, de 15 pulgadas, fabricados en acero, pintados al color de la carrocería y combinados con color blanco, luciendo orgullosamente el logo de Volkswagen en su protector de birlos cromado.Vocho Oval 1956

Interior

Por dentro, Cristóbal también ha mantenido intactos los interiores de este Vocho Oval 1956, portando los mismos asientos con los que salió de agencia hace 53 años y luciendo sus medidores redondos originales al frente, acompañados por el volante clásico con el logo de Wolfsburgo.

Vocho Oval 1956

Lo más destacable del interior es que este modelo aún porta el radio original con el que salió de agencia, el cual muestra algunos detalles por el paso del tiempo pero que se encuentra en perfecto estado funcional para sintonizar cualquier estación.

Vocho Oval 1956

Motor clásico

Bajo el cofre, Cristóbal decidió realizar una modificación bastante importante en su Vocho Oval 1956 y es que cambió el motor 1200 con el que salió de agencia, el cual ya se encontraba en muy mal estado por el tiempo de abandono, por uno más moderno, específicamente por un motor 1500, aunque eso sí, la transmisión se mantuvo original, por lo que este nuevo motor se conecta a la caja de 4 velocidades de este vehículo.

Vocho Oval 1956

Sin duda, el trabajo de restauración y las horas invertidas en este auto han valido todo el esfuerzo, pues el diseño exterior y los acabados interiores de su auto son dignos de resaltarse, por lo que estamos seguros de que Cristóbal se siente muy orgulloso de su vehículo ¡Felicidades!

También te puede interesar