¿Por dónde inicio la restauración de mi vocho? Esta es una de las preguntas más recurrentes y aprovecharemos una pregunta que nos llegó a nuestra fan page oficial en Facebook para responder.

Tengo un VW Sedan 1968 detenido desde hace 2 años y medio, con las llantas bajas y lleno de polvo en todos lados.

¿Por dónde puedo comenzar a repararlo?

autos vw baratos




¿Por dónde inicio la restauración de mi vocho?, respuesta

Bueno, en primer lugar habrá que ponerlo en condiciones para que ruede, ya sea inflando las llantas o poniéndole unas temporales, después de eso hay que lavarlo.

Una vez limpio observa el auto y analiza si necesita restauración o está solo abandonado (hay autos que no necesitan restauración, sólo una buena dosis de cariño), muchos los prefieren sin restaurar a restaurados, pues original solo una vez, además de que el precio de un clásico sin restaurar es mucho mayor que el de uno restaurado.

Si lo que quieres es evitar llevarlo al taller, tal vez antes deberías arrancarlo e incluso usarlo.

autos vw baratos

Pero hazte esta pregunta ¿Es de 6 o de 12 voltios? pues si colocas una batería de 12 y es de 6 quemarás radio, motor de arranque, motor de limpiaparabrisas y probablemente los cables no aguantarán.

En todo caso puedes meterlo al taller si es que ya tienes donde y de una vez desarmarlo todo, incluyendo motor para comenzar a restaurarlo; en ese caso hay que sacarle todo el interior pero sin olvidar marcar y guardar todos los tornillos, tuercas y partes pequeñas en bolsas.

autos vw baratos

Al mismo tiempo, hay que desarmar salpicaderas, tapa de motor, cajuela, tanque, cristales etc, etc, en fin, todo lo desarmable para lavarlo, revisarlo, y reusar todo lo que sirva y lo que no reemplazarlo, recuerda que entre más piezas originales tenga tu vocho, será mucho mejor.

La idea es desarmarlo todo y empezar de cero, porque generalmente una cosa conduce a otra y es más fácil trabajar con el carro desarmado.

autos vw baratos

Es bastante trabajo, se requiere paciencia, dedicación y ¡dinero! Pero vale mucho la pena, sobre todo por el tipo de VW que es.

Por otro lado, si deseas hacer el trabajo tú mismo, entonces comienza por evaluar tus conocimientos en mecánica, sistemas eléctricos y además, el tiempo que tienes disponible, pensando que realmente le eches ganas y que tu amado VW no termine arrumbado por ahí, en un rincón, añejándose, y oxidándose completamente desarmado.

¿Por dónde inicio la restauración de mi vocho?

Después consigue un manual de servicio, es indispensable para saber el correcto torque y como van colocadas las cosas; evalúa que herramienta tienes y donde colocaras las piezas que vayas quitando, y siempre apóyate en tu teléfono celular para tomar video y fotos.

No olvides evaluar el auto y consigue un lugar donde comprar piezas de excelente calidad pues tu auto lo merece. De preferencia evita en lo posible las piezas de origen brasileño o chino, ya que su calidad es menor.

¿Por dónde inicio la restauración de mi vocho?

Consulta todas las refaccionarias que conozcas, especialmente aquellas que comercializan piezas originales. Si tienes el tiempo, date una vuelta por los deshuesaderos, pero no los que estén en zonas muy transitadas porque ahí es poco probable que encuentres buenas piezas. Si no tuviste mucha suerte, es muy probable que en internet puedas encontrar muchos negocios de México, Estados Unidos o de Europa donde te venderán las piezas que necesitas.

Otra buena idea es darte una vuelta por un evento vochero grande, que es donde acuden las refaccionarias especializadas en “fierros” para Volkswagen.

¿Listo? ¡Manos a la obra!